La Polarización Inducida (IP) se origina por una reacción de transferencia de electrones en una corriente inducida entre electrolitos y minerales metálicos. La corriente inyectada es interrumpida y la diferencia de potencial medida, no decae a cero instantáneamente. Este tiempo de decaimiento es del orden de segundos y las medidas se pueden realizar en el dominio del tiempo si la tensión se mide en función del tiempo. El método se aplica en la exploración de metales, aguas subterráneas y contaminantes.


sismico

Profundidad: 5m a 200m
Fuente: Controlada
Modalidad Terrestre

El método de Polarización Inducida (IP) es comúnmente aplicado en la exploración minera. Consiste en medir la cargabilidad del terreno: Se inyecta una corriente eléctrica de alto voltaje en el terreno y al interrumpirse ésta, se estudia cómo queda cargado, y en cómo se produce el proceso de descarga eléctrica.Desde hace décadas el método de la Polarización Inducida ha sido aplicado exitosamente en la exploración de yacimientos minerales. Presentando grandes ventajas en la prospección de sulfuros, bastante útil en la localización de menas metálicas así como la detección de minerales profundos.